Eres de Ceuta si….

Imagen

 

En facebook se ha creado un grupo llamado “eres de Ceuta si…” es un grupo donde principalmente la gente que nació en esta ciudad pero anda fuera cuenta sus recuerdos, donde algunos, los que vivimos aquí plasmamos los tópicos de nuestra bendita tierra, y que otros, los menos afortunadamente, hacen propaganda política.

En tres diás ha crecido tanto que es el grupo más números de la red social de la ciudad. A mi me hace reflexionar, como siempre, yo que naci individualista, crecí individualista y vivo de forma individual aunque con vocación de gregaria me he unido nada más enterarme.

Mis amigos peninsulares, adjetivo que utilizamos los ceutíes para la gente que nace en la Península, dicen que soy una ceutí atópica, distinta, y que no se parece al pensamiento que a veces impregna a la gente que ha nacido aquí. Mis amigos ceutíes piensan que soy demasiado tradicional, alguien que recuerda las coplas y la arquitectura de principios de siglo pasado y tiene una genealogía por su parte paterna que se remonta a más de cinco generaciones nacidos en Ceuta, de la que me siento terriblemente orgullosa. Alguien a quien le perdonan su manera de adentrarse “ al lado oscuro” de la ciudad y de sentirse cómoda en cualquier lugar con cualquier cultura.

No me pierdo una Virgen del Carmen en la Almadraba, Un San Anonio, aunque jamás pasé mi culo por la piedra, una hoguera de San Juan, un traslado del Medinaceli, que siempre me viene a la memoria la denominación de procesión orlaniana que dijo un periodista querido por mi .Una es muy roja pero creyente y muy tradicional

Me visto en Carnavales, en Feria, me voy de Mochila y disfruto de las Cruces de Mayo. Soy ceutí irremediablemente ceutí.
Me creo eso de los dos mares.
He comido conchas finas en Ázcarate, comprado volaores en la Almadraba… pero me muero de pena todos los días pensando en la playa del Tarajal.

He subido al Principe y he bajado a Benzú, me gustan los barrios ceutíes con su alegría y sus contradicciones, me vuelve loca el mar, el mar de Ceuta y sus atardeceres.

Los jerjenes del Hacho, genista para los peninsulares, y la lavanda de la Tortuga, espliego para los foráneos, amo mi ciudad aunque sé de sus carencias.

Ser de Ceuta es algo tan terrible y tan hermoso  como haber nacido entre la frontera de dos mundos, y es a la vez tener esa bendición.
Ser de Ceuta es tener la impronta de la contradicción y sus milagros.

 

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: