Talleres de Consumo

 

 

El martes Mercedes me llamó para que la acompañase a dar un taller de Consumo a primero de Bachiller, al principio me puse nerviosa. Primero porque hablar ante alumnos y alumnas de bachillerato me produce respeto, segundo porque Mercedes es la experta, yo sólo tengo una ligera idea, y tercero porque se hacía en el aula de la Federación de Vecinos, donde hacía más de dos años que no volvía.

 A Mercedes la presidenta de la asociación de Consumo la quiero y no le iba a decir que no.

El local  de la federación no había cambiado nada, parecía que el tiempo se había detenido:  el mismo lila en las paredes  del despacho de mujeres, el mismo verde en las otras, la puerta  de pino del Presidente… había caras nuevas, gente trabajando que fueron amables y me ayudaron a organizar las carpetas.

 Los chavales  y chavalas encantadores, como me pasa siempre en las aulas,  a los cinco minutos se me olvidan los nervios y cuento lo que sé de la mejor manera que sé hacerlo. Así que les hablé del comercio justo, de la importancia de reciclar, de las hojas de reclamaciones,  de palabras para ellos y ellas  nuevas como boicot y pool….

 

 Mi memoria recordó aquel tiempo de un anuncio de un cava en la tele donde cada burbuja era una autonomía, olvidando a Ceuta y a Melilla . Como ante la negativa del gerente de cambiar el anuncio la ciudadanía ceutí  decidió que no compraríamos esa marca de cava aquella Navidad,  las botellas morían en los estantes de los súper.

Ceuta dejó de consumir aquel cava.

 Se lo contaba a esos ojos enormes, que te miran todos a la vez cuando les  hablas, una vez conseguida la atención fue fácil explicar que la unión hace la fuerza, que podemos si estamos unidos y que es importante asociarnos….

No soy gregaria pero siempre me sale ese proselitismo.

 Me encantó. Enseñar me gusta, Me consuela  el alma, salgo más llena de ellos que vacía de lo que doy. Es una relación que se retroalimenta a medida que la comunicación fluye. Aquellos y aquellas que lo han sentido saben a lo que me refiero.

 Se fueron, recogimos los papeles, el portátil, los bolis…  la magia del aula había desaparecido para recordarme que volvía a tener un reencuentro:  esta vez de espacios,  de olores, de formas. No era ese viejo amor que recordaba mi ausencia como una condena,  era simplemente  un local.

 Con ambos  compartía la certeza de que en aquel tiempo fui feliz.

Pero no hay más Macondos, ni discursos de género, ni camino de desaprender  a reinventarme en aquel lugar,  ni el entusiasmo que expandí en aquel espacio… Todo volvía a tener esa  pátina gris del  aburrimiento.

 Me fui yendo con la impronta que ese ya jamás sería mi lugar  pero con la certeza de  que no me importaba nada.

 

8 respuestas a Talleres de Consumo

  1. isabel dice:

    Se te nota la envidia, él rencor y el desagradecimiento hacía la federación de vecinos también a mujeres vecinales, puesto que tú querías a toda costa y no fuistes capaz de conseguir y se lo dierón a Nieves. Me hace gracia que digas que no te importa nada y que no sería tu lugar, eso lo dices de boca para afuera, porqué tanto tú como Mercedes bien que quereis derrocar a Nieves y haceros con él puesto, no seas hipócrita ni cínica, no te hagas la victima porqué sabemos de sobra lo que hay.

  2. Africa Puente Cristo dice:

    Jamás he sentido envidia, el rencor es algo innecesario Isabel. A la federación no tengo que agradecerle nada, quizás el tiempo que anduve en ella dando lo mejor de mi. La federacion no me ha dado nada material , pregunta si quieres.

    El puesto que no consegui según tú, Isabel, es un puesto al que no me presenté, mira las actas, la Presidenta actual ganó por mayoría a la búlgara. En democracia los puestos de representación en las asociaciones no se dan, se eligen por mayoría. Quizás crees que a Nieves se lo dieron, pero eso lo has dicho tú no yo.

    N soy cínica, no me hace falta, ya ves que escribo lo que creo y eres tan parca en ideas que no te has dado a cuento a quién va dirigido. Pero lo que Dios no da Salamanca no otorga.

    Deja de leerme y me harás un favor.

  3. Juan dice:

    Vaya, África habla de un taller enla Federacaión de Vecinos y los perros de ella salen a morderla. ¿En que momento insulta o dice algo fuera de lugar? lo más que leo es que ya no es su sitio.

    Isabel creo que te equivocas, esos rebotes tuyos es que tienes miedo de África, pero quien la conoce sabe que pasa de hacer daño a nadie. Haz lo que tengas que hacer y dejalá en paz.

    Yo si noto tu rabia y tu envidia. África anda en Digmun, ayudando a las mujeres, da talleres en la cárcel y si una amiga le pide que de un taller lo hace. Déjala en paz.

    Te aseguro que no es una amenaza para ti, ella va a lo suyo, haz tu lo mismo y deja de andar con misierias.

  4. Alcoro dice:

    Es difícil entender estas reacciones, pero es que ven como una amenaza el simple hecho que aparezcas por allí, pues creen que si vuelves podrían perder su trozo de pastel pagado con dinero de los contribuyentes. Te aseguro que es preferible quitarle un trozo de carne de la boca a un tigre. Menos mal que no le pedistes las cuentas, si no te matan allí mismo. Y tu encima hablando en el aula del comercio justo, de hojas de reclamaciones, de boicots, … Es que les has provocado. Ha tenido que salir alguno de los ideólogos/as que tiene la federación, con sus modales exquisitos y su gusto por el diálogo. Allí no es que se halla parado el tiempo, es que ha ido para atras.

  5. LA PRIMAVERA dice:

    La primavera a venido y no sabes como ha sido lalalala…………jajajajaja.
    De pena que haya personas tan retorcida y malvada, como la del comentario nº1 la tal Isabel. Y no tengo nada más que decir, se describe ella solita.

  6. Veronique dice:

    ¡Ánimo, compañera!
    Me ha parecido preciosa la descripción de lo que se siente dando clase. ¿A que es maravilloso? Creo que es una de las actividades más enriquecedoras y gratificantes que existen.
    Un beso muy grande y un abrazo de ésos que sólo tú sabes dar.
    Veronique.

  7. Mar dice:

    Isabel, tu comentario totalmente desencaminado da razon de tu total desconocimiento de la forma de ser de la persona que quisieras describir y que no mencionas. Tus descalificaciones sin conocer plenamente de quien crees que estas hablando me dan pie a pensar de ti lo mismo que dices tu de los demas. Quizas te veas reflejada en esa supuesta persona que tu te inventas.

  8. Carmen dice:

    Dicen en mi tierra que “no hay mejor desprecio, que no hacer aprecio…” y eso es lo que merece el primer comentario. Vivir y dejar vivir es lo que África transmite a todos los que la conocen…y claro el problema es que hay quien ve fantasmas donde no los hay…yo de esta señora dormiría tranquila, porque conociendo esta ciudad no me cabe duda de que seguirá chupando de la teta quien lo hace ahora…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: